Hoy en Santander
"LÍNEAS", un nuevo espacio de juego
"Amanecer tras la tormenta", mural de Lau Cky
"Enfoque joven", exposición urbana de jóvenes fotógrafos
Huellas: Los dobles, A quienes hablan en voz baja

Agenda AúnaArtes plásticas

Luis López Lejardi expone en Silió sus "Formas vehiculares"

Fechas
Del jueves, 02/03/2023 al sábado, 15/04/2023

Horario: De martes a sábado 10:30-13:30h y de 18:00-21:00h

Lugar: Galería Juan Silió

Organiza: Galería Juan Silió

Precio: Gratis.

Se presenta por primera vez en la galería Silió la obra de uno de los más brillantes escultores de Cantabria, Luis López Lejardi. Si bien su producción o presencia en la escena artística ha sido intermitente, desde que empezase a exponer a finales de los años ochenta, ha mantenido una línea de trabajo de gran coherencia y originalidad creando una marca propia que resulta inconfundible. Con influencias claras del arte conceptual, povera, el minimal y el pop, su trabajo, siempre rotundo y esencial, tiene como indiscutibles protagonistas los materiales y el tratamiento industrial de los mismos. En concreto el tema de la automoción -todas las partes de los coches y diferentes máquinas de transportes- es central en sus obras, en las que convive el elogio a las formas que adquiere la materia prima en las cadenas de montaje con la inevitable denuncia de los efectos de la contaminación que conlleva; tema ahora muy de moda, pero no tanto cuando comienza a tratarlo hace 30 años. También desde entonces utiliza con elegancia materiales encontrados, pobres y de desecho, visitador asiduo como es de desguaces, chatarrerías, tiendas low cost y de segunda mano.  

Sus materiales fetiche desde el principio son el caucho, el cristal, la chapa y las prensillas o sargentos, con las que ensamblan las diferentes partes de las piezas generando audaces composiciones de evocación lírica. A estos elementos iniciales se unen ahora el cobre, el cartón y las botellas de plástico, como se puede apreciar en Formas vehiculares, esta exposición en la que nos muestra sus trabajos más recientes junto a alguna pieza histórica como Bolsillo. Con un mágico gesto alquímico, los materiales se transforman en bellos objetos generadores de metáforas gracias la acción del escultor, casi siempre sencilla pero muy efectiva. Elementos de la vida cotidiana (botellines de agua o alfombrillas) o desprovistos ya de utilidad (bobinas de cable ya inservibles o cajas de cartón), adquieren un inusual valor expresivo en su nueva vida como objeto artístico.

La exposición se abre con Ojo testigo eterno de lo bello, un tótem de pared con poético y significativo título, realizado con alfombrillas de coche, fragmentos de cartón con símbolos encontrados que aquí se resignifican, cobre y botellas de agua. Se muestran marcas publicitarias, siguiendo ese enfoque pop en un mundo tan publicitario como el nuestro, en el que el plástico es un problema eterno y la huella de carbono una espada de Damocles.

De todo ello nos alerta la pieza de caucho con máscara antigás, que recuerda la fabulosa instalación que realizara en 2001 en Espacio C. Además de estos elementos industriales, recorren la exposición referencias a los elementos naturales básicos como el aire y el agua o la lana de vellón y las piñas que se muestran en Ofrendas, una nueva versión de una obra previa elaborada el 2011. 

En el Cuarto de Proyectos lucen tres potentes piezas en madera realizadas con moldes de hélice de barco que aluden a otro medio de transporte conflictivo hoy. En las composiciones con tubería modular de cobre subyace el tema del gas y la guerra, como la bellísima pieza Paloma con rama de olivo, o Pico y ola, que recuerda el grafismo que mide nuestras pulsaciones y el equilibrio necesario para la vida. Las aéreas composiciones realizadas a partir de piezas de vidrio de diferentes vehículos, las chapas, señales y matrículas; y los laberintos de espejo y prensillas, completan una muestra que nos recuerda que los objetos que nos rodean nos hablan de nuestra realidad. Una realidad que quizás seamos capaces de cambiar si reordenamos sus partes; si, como hace López Lejardi, buscamos su lado más estético y reelaboramos la partida. Si haciendo uso de sus formas vehiculares, proponemos creativamente un mundo mejor.

Galería multimedia